¡Tenía que ser hombre!, ¡Así son las mujeres! Lateralidad cerebral y género.

es verdad eso que decimos coloquialmente “¡Tenía que ser hombre!, ¡Así son las mujeres!”, porque sí, así somos, pero ahora lo podrás decir con un tono diferente ya que efectiva y afortunadamente, la diversidad nos ayuda a conocer más de nosotros mismos, esforzarnos para ser mejores en lo que nos sale mejor por naturaleza y entender al otro desde la suya, que en un principio fue la misma para todos y lo valioso es el trueque entre géneros.